DOS NOVIOS DE DOCE AÑOS (4º PARTE )

 

Si era cierto ellos se querían de una forma como si desde el cielo los hubiesen hecho a mediad el uno para él otro, pero en este mundo nada se podía comparar con ellos. La señora mientras estaban hablando con su marido, se salió al puerta de su casa, diciendo que iba a barrer la calle María quiso acompañarle pero que en vez de la señora fuese ella la que le barrería la calle, mejor dicho las aceras que ocupaba la fachada de su piso; pero ella so opuso diciendo. ¡No cariño esto lo hago yo cada mañana para que la entrada este completamente limpia, y lo tengo ya por mano y lo hago en un momento, tú por favor quédate con mi marido y con pepe que se que no te dejaría sola así que yo termino en poco tiempo y estoy con vosotros y después salimos a pasear! ¿Te parece bien lo de que nos vamos a pasear? ¡Sí me gustaría ver esta ciudad ya que en mi pueblo no hay nada que ver y esto tiene que ser muy bonito, según hemos visto cuando llegaba el tren! Sigue leyendo

Anuncios

DOS NOVIOS DE DOCE AÑOS (3º PARTE)

 

María estaba en la ducha en su vida había estado más a gusto que debajo de aquella agua tan calentita, su cuerpo siendo pequeño le parecía que aquello era un sueño, ya que en su casa no tenia agua caliente y no sabía cómo que en este piso la tuviesen, pero lo que fuera para ella era un milagro tener esta agua con la temperatura tan buena, se enjabonó y su cuerpo después de una buena ducha se quedo tan bella que su cara resplandecí del brillo que tenía, sus cabellos se los secó pero al tenerlos sueltos ella tenía una mata de pelo negro que parecía una diosa, le llegaba hasta la cintura la melena de cabellos de María y se puso un alborno que le quedaba grande pero casi le arrastraba por los suelos, cuando se presentó ante el matrimonio. Pepe cuando la vio se le salían los ojos al ver que cosa tan linda tenia para él y estaba loco por hacerla su mujer cuanto antes, esto era una locura que desde que eran niños muy pequeños ya tenían los dos en su cabeza, tanto ella como él y no es que estuviesen locos pero sus mentes a si se los pedía, locura o mor, no lo sé pero ellos se querían tanto que ni querían estar con los de mas amigos de su clase pero todos ya lo sabían que se querían con locura. Sigue leyendo

DOS NOVIOS DE DOCE AÑOS ( 2º PARTE )

 

les pido perdón por haberme confundido y he comenzado dos veces, y las dos al estar aun dormido he tenido que comenzar la tercera vez que comienzo con los dos novios, espero que puedan perdonar mi equivocación y deseo que esta que es el tercer intento no me pase lo que en las anteriores veces. Eran las ocho menos cuarto cuando estaban ansiosos por salir para ver adonde se habían metido en su escapada de su pueblo pero ellos no pensaban nunca que sería como era en realidad y se llevarían una gran sorpresa al ver lo equivocados que estaban de la vida, pero la historia es como sí las personas no pensamos que la vida es tan dura con es en realidad. Mirando el gran reloj de la estación deseoso de que diesen las ocho de la mañana y sus puertas se abriesen para que todas las personas que habían pasado la noche dentro de su interior pudiesen salir, y las personas que ya hacían cola en la entrada pudiesen entrar para comprar sus billetes y subir al tren en primer lugar y que este les llevase al lugar a donde tenían que ir, muchos eran trabajadores y otros en cambio eran personas que por necesidad o por cualquier cosa se tenían que marchar de viajes para alguna cosa; a ellos dos sí que les esperaba un día de grandes emociones y sino ya lo verán. Eran los primeros en desear salir al exterior, y sus cuerpos apretados contra las rejas se estaba haciendo demasiado tarde para dar los primeros pasos por las calles. ¡Qué se pensaban de que la ciudad no espera a nadie y nadie sabe lo que les espera a ellos sin haber estado jamás en una urbe tan grandiosa como aquella ciudad! Sus ropas las tenían arrugadas de haber estado sentados sobre uno de los bancos y sus cuerpos estaban molidos de las maderas de los mismos. Pero su gran equipaje era todo y solamente todo, una talegas con las cuatros ropillas que habían cogido para el gran viaje. Mientras en su pueblo sin que ellos lo supiesen se había armado la gran pregunta, ya que todo el pueblo entero salió a buscarlos por los campos y los barrancos pensando que les había pasado algo; los familiares se preguntaban. ¿ A dónde se habrán metido estos críos? Sigue leyendo

DOS NOVIOS DE DOCE AÑOS ( 1º PARTE )

¡Nadie me vio salir, era muy temprano ni mis padres, ni mi hermano, se dieron cuenta que yo me marchaba! Tú desde tu puerta estabas mirando para ver cuando yo estaría contigo. Tú cuerpo temblaba ya que nos marchábamos para comenzar una nueva vida, si los dos juntos de una vez ya podíamos ser lo que tanto habíamos deseado durante los años que estuvimos de novios y no fueron muchos ya que ella tenía doce y yo también tenía los mismos que ella, doce también, nos queríamos como si fueses mía, que felices eramos cuando te cogía de tu mano y tú mirabas para atrás para ver si venía alguien, teníamos que ser el uno para el otro para el resto de nuestros días. ¡Cuantos años verdad, si pero desde que eramos niños ya eramos novios y en la escuela siempre estábamos unidos y no queríamos que nadie quisiese jugar con nosotros porque nos molestaba y solamente nuestro deseo era estar solos; y a si, podíamos hablar de nuestras cosa. Sigue leyendo

¿PORQUE TE FUISTE DE MI LADO?

 

¿Por qué te has ido de mi lado?
¿Dime donde estas; por qué te escondes de mi, sólo soy el que te escribe cada noche y quiero que tú me digas cuantas cosas te gusta leer ya que mis sueños son lo sueños de tu mente, nadie podrá sacarme de ti, no tengas miedo que sólo quiero ser el sueño de tu cerebro y estar a tu lado por cada segundo de tu vida y ver a través de tus ojos lo que tus ojos ven; a quien besas en las noche oscuras, y cuando yo estoy cerca de ti que piensas, yo quisiera saberlo ya que soñar es vivir despierto y cuando cae la noche las estrellas aparecen en el cielo, tu cara se ve un resplandor que yo hasta medas miedo acercarme a ti por que yo quisiera ser el que durante la noche te pudiera besar y ser la sabana que acaricia todo tu cuerpo; ser el genio que ilumina tus sueños en las noches de tormenta cuando un trueno se escucha, ya no temas, que al que hay que temer es al rayo, pero el trueno te dice que la tormenta esta sobre ti; tu eres el pararrayo que escoges a las personas que tu mas quieres y yo desearía ser la que mas quieras para poder decir a los cuatro viento que tú me quieres tanto como yo a ti? Sigue leyendo

EL HUEVO O LA GALLINA

 

¿Que fue primero, la gallina, o el huevo? ¿Qué tiene más valor en la vida en la cual vivimos? ¡ La madre o el hijo! Yo pienso que la madre es primero que el hijo, ya que hoy por hoy somos el hombre una pieza de ajedrez, si una pieza, pero no e,rey, sino un simple peón que se mata fácil mente con cualquiera de las reinas. Y hay tantas como estrellas en el cielo. Somos algo hoy en día, si somos el esclavo de las reinas, y su vasallo, y su sirviente; y ella siendo las mas débiles nos mandan a por la compra, limpiamos el suelo, las paredes de la cocina, hacemos de comer y fregamos lo platos, mientras ella se pintan las uñas. ¡Si eso somos los que nos llamamos hombres! ¡Me parece que queda muy grande eso de hombres! Si es muy grande! ¿Qué nos pensamos que somos si miramos el tiempo que vivimos es una millonésima parte de una décima de segundo, comparado con el tiempo de la tierra. pues mirando eso de el tiempo aun que duremos cien años, no somo más que eso una simpleza. ¡No es que yo me quiera meter con los hombres, no. Yo también soy un hombre o al menos lo fui, ya que hoy no se si lo que soy, porque ya tengo mis años y no puedo calificarme como tal ya que el poder hacer lo que tanto deseamos hacer ya me es muy difícil de hacerlo; pero sigo siendo un hombre. Sigue leyendo

QUISIERA SER UNA HORMIGA

 

¡Quisiera ser una hormiga, para tener la fuerza que ellas tienen yo no tengo esa fuerza, pero en mis labios si que la puedo tener! ¿Cuando puedo ser como ellas, y poder llevar sobre mis labios el peso de mil veces el de mi cuerpo; poder caminar sin tener que descansar en el angosto camino que me ha tocado vivir? Si yo pus¡diese ser quien soy, no tendría que soñar, pero el sólo ser una insignificante hormiga me ha tocado trabajar en mis sueños; que es el trabajo más bonito que alguien me dio. ¡Si alguien me lo dio, para qué, yo me lo pregunto! ¿Serán mis palabras las que suenan dentro de mi corazón las que me hacen heridas que van sangrando por mis venas y que riegan mi mente con las locuras de un amor que ya se fue, y que ha dejado el rastro de sus labios en los míos? Sigue leyendo

DUEÑA DEL AMOR

 

¿Quien es el dueño del amor, tú, y tu te lo crees, vamos dime la verdad; tu piensas que eres al dueño del amor entre tú y tu pareja? Los hombre pensamos, decimos que somos lo dueños, contamos cosas que son mentiras y cuando estamos en reunión de hombres decimos cosas que ni tú te las puedes creer. Es verdad solo con ver a una mujer que te hace mirar y mirar y ver sus contorneo de cinturas, tú ya te dices que as estado con ella y crees que ella te quiere, cosas que son mentiras y las cunetas como si fuesen verdad. ¡Cuantas cosas pensamos y cuando, estamos cerca de ellas las miramos y decimos que me da miedo acercarme a ella es tan bella y tiene un glamour que es demasiado y no tengo el poder de ser el hombre elegido para ella! Sigue leyendo

¡CELOS¡

Mire tus ojos, guarde silencio, vi en ellos el rayo que parte el cielo en dos y la luz que emanaba de sus entrañas entraron en mi corazón sin decirme nada. ¿Qué fue lo que hizo que yo sintiera el amor desde mis entrañas y decir sin haberte conocido que ya te amaba; cómo podía ser que a mí en silencio penetró en mi corazón como atraviesa una daga mi cuerpo? Tus ojos fueron los que causaron mi desequilibrio y sin haberte conocido ya te quería, pero si nada de mi boca te había dicho y en el silencio de la tormenta el rayo penetro dentro de mí una luz, fue un dolor que te quema por dentro, fue el bálsamo que cura el daño de tus ojos te mire, me que en sí, no sé de qué color son, azules, negros, verdes, marrones, grises, dímelo que deseo, saberlo ya que no me dio tiempo a mirarlos, tú desapareciste al momento que el rayo penetro en mi mente y todo quedo blanco; y el cielo que era negro se torno de azul y ya no recuerdo tu sonrisa, ni tu cuerpo, no sé cómo eres, dime, donde estas para ir corriendo aunque sea descalzo. Sigue leyendo

CONDENA

¿Por qué me condenas dime, por qué? ¡Si te amo puedes condenarme, acaso es por ser un hombre que está loco por ti y no sabe cómo ser tu dueño, ser para ti un esclavo que llorando pasa el día sin que tú me des un beso como regalo por mis humillaciones al pedirte que seas mía, por esos me condenas. Las sombras de mis sueños son tan tortuosas que rozando mis manos camino, el laberinto de mis mazmorras es oscuro como la noche sin luna, y aunque mis ojos intentan ver, nada, si nada puedo ver y mis manos se van dañando al rozar las piedras que me guardan en las celdas de tus ojos. ¡Tus pestañas son las rejas de mi cárcel, tú cara es el cristal de las paredes y tus sueños son la pesadilla de mi muerte; que te he hecho para merecer este tremendo castigo si yo no hice nada, solamente amarte y pedirte que me dieses tu cuerpo que yo lo amaría durante el resto de mi vida y por eso me condenas! Sigue leyendo